Pensamiento libre sin ideología es como coito asistido

jueves, 12 de septiembre de 2013

LOS ARGUMENTOS DEL MOVADEF CONTRA LA DEMOCRACIA


Los argumentos del Movadef contra la democracia
Hugo Vallenas Málaga
Hernán Hurtado Castro
Billy Morales Contreras
Luis Zaldívar Schrader

---El “Movadef” es un organismo de fachada de la subversión
---Su estrategia fue trazada personalmente por Abimael Guzmán
---La amnistía general es para reiniciar política subversiva
---Labor del “Movadef” tiene impacto internacional


VENDIDOS - Disfrutando de una cómoda prisión producto de su colaboración con Fujimori, el genocida Abimael Guzmán hoy en día ordena a jóvenes ingenuos del “Movadef” enfrentarse al Estado reclamando una amnistía general. En la foto, de octubre de 1993, bañaditos y con ropita nueva, proponen su humillante y fracasado “Acuerdo de paz” los derrotados cabecillas senderistas Angélica Salas, Osmán Morote, Martha Huatay, parados detrás de Elena Iparraguirre, Abimael Guzmán (con el pelo teñido) y María Pantoja.

Según las conveniencias de la situación política, el “Movadef” (“Movimiento por Amnistía y Derechos Fundamentales”), agrupación de fachada del PCP-“Sendero Luminoso”, coloca o retira de su blog oficial el documento que norma sus actividades (ver http://movamnsitiayderfundamentales.blogspot.com/). Es un archivo en PDF con el cuadernillo de las resoluciones de su II Convención Nacional, realizada en mayo de 2010. Allí está dicho todo, o casi todo.

El Movadef según el Movadef

Lo primero que debe llamarnos la atención es que allí se define al “Movadef”, sin eufemismos, como una agrupación de fachada del PCP-“Sendero Luminoso”. Dice textualmente: “[El Movimiento] no es partido, es frente político; su carácter es ser organismo de frente dirigido por el proletariado y la ideología que lo guía es el marxismo-leninismo-maoismo, con el objetivo de luchar por la amnistía general y lograr la libertad de los prisioneros políticos” (p. 24).

Por tanto, no es como suelen decir sus voceros, un organismo amplio y democrático donde puede ingresar cualquier interesado en dicha amnistía general, por ejemplo, la congresista fujimorista Luisa María Cuculiza. No es así, sus integrantes son militantes senderistas convictos y confesos; seleccionados, adoctrinados y entrenados con mucho cuidado, cuya tarea política particular es promover la amnistía. Igual podría ser, en otro organismo de la red senderista, realizar algo menos pacífico.

Estrategia trazada por Abimael Guzmán

El folleto también consigna que la estrategia del “Movadef” fue trazada directamente por Abimael Guzman (a) “Presidente Gonzalo”, desde la prisión, luego que fracasaran sus conversaciones por un Acuerdo de Paz con el gobierno de Fujimori, realizadas entre junio y octubre de 1993. Dice el “Movadef”: “En agosto del 2006, el Dr. Guzmán especifica la política fundamental de 1993 a las condiciones actuales como ¡Solución política! ¡Amnistía general! ¡Reconciliación nacional!” (p. 23).

Sin embargo, el “Movadef” aclara que el reclamo no está dirigido al gobierno de turno, ni hay una propuesta política previa a la negociación del pedido de amnistía, como sería lo lógico. Es al revés, el Estado peruano debe dar la amnistía general (por igual para terroristas y fujimoristas, cualquiera sea el delito cometido) como condición previa para un entendimiento político. Y el “Movadef” debe lograr que el pueblo haga suya la demanda desarrollando un conflicto con el Estado. Por consiguiente: “La lucha popular debe tomar la bandera de los prisioneros políticos como parte de su propia lucha. He ahí la tarea del Movimiento” (p. 24).

Una amnistía que no garantiza paz

Resulta casi risible cómo describe el “Movadef” el desenlace de la guerra interna que haría necesaria la amnistía. Indica que “hubo una guerra popular […] cuyas causas son políticas y por tanto su solución tiene que ser política”. Y añade que en esta guerra se enfrentaron “las clases oprimidas y explotadas, la inmensa mayoría” contra “las clases reaccionarias” que “conforman y dirigen el Estado peruano que no representa en modo alguno al pueblo por más que lo digan y difundan” (p. 18).

En otras palabras, no tuvimos una acción terrorista de un grupo minoritario que finalmente quedó, en su mayor parte, cercado y agotado, sino una guerra civil de “la inmensa mayoría” del pueblo contra un Estado “que no representa” a la Nación. Desconocer la legitimidad del Estado y sus instituciones, entre ellas el voto popular, no puede ser el punto de partida para ningún acuerdo de paz.

También añaden que su demanda de amnistía es parte de su estrategia subversiva: “El propósito que tenemos con la amnistía general es […] pasar a un nuevo momento de reconocimiento de responsabilidades. […] No se trata de una conciliación de clases sino de un acto político post guerra en beneficio de los revolucionarios, del pueblo y de la sociedad peruana en su conjunto” (p. 21). Todo queda muy claro.

Qué significa el marxismo-leninismo-maoismo de SL

El folleto del “Movadef” indica que sus integrantes deben “bregar por unirnos en la defensa, validez y vigencia del marxismo-leninismo-maoismo” y “combatir lo que se le opone”, como las posiciones de “Bob Avakian, quien señala que en la actualidad es erróneo plantear marxismo-leninismo-maoismo sino nueva síntesis” (p. 6).

Este exótico comentario es particularmente interesante. Ese tal Bob Avakian, es el líder máximo del RCP-USA (Partido Comunista Revolucionario de EE UU), cuyo sitio web es http://revcom.us/ y representa al grupo más fuerte del Movimiento Revolucionario Internacionalista (MRI), fundado en 1984 por maoistas enemigos del viraje procapitalista del gobierno comunista chino. En el MRI, Avakian coincide en general con el senderismo pero no cree en el “culto a la personalidad” del “Presidente Gonzalo” ni en su tesis principal sobre la guerra revolucionaria en todo tiempo y lugar.

Hace muy poco, el 27 de octubre de 2012, una delegación de Sendero polemizó en Madrid en una reunión mundial del MRI con el grupo de Avakian, defendiendo que “el pensamiento Gonzalo da contribuciones al marxismo, como la militarización de los Partidos Comunistas; esta experiencia tiene validez universal por lo cual es una demanda y necesidad que los Partidos Comunistas del mundo se militaricen” (http://www.solrojo.org/mpp_doc/mpp_20121027_Conf.html).

En otras palabras, Bob Avakian no quiere hacer la guerra popular al Presidente Obama y no cree que la guerra revolucionaria sea un dogma permanente y Sendero Luminoso sí. Es decir, nunca deben deponerse las armas. En eso consiste el “marxismo-leninismo-maoismo-pensamiento Gonzalo”. Interesante, ¿no?

Acuerdo de paz para los tontos



En otras palabras, lo que define el marxismo-leninismo-maoismo senderista es que la lucha armada nunca cesa. Todo lo demás es “táctica política” para distraer el enemigo. Según los senderistas organizados en el exterior, la doctrina abimaelista se resume en esta frase: “¡Somos partidarios de la teoría de la omnipotencia de la guerra revolucionaria!” (ver: http://www.perucrpm.com/). Sin duda alguna, esta es una de las tesis básicas que creen fanáticamente los militontos del “Movadef”. Que se vayan al cacho con su pedido de amnistía.