Pensamiento libre sin ideología es como coito asistido

sábado, 15 de febrero de 2014

Los odios ab-zurdos. Por Renzo García

Los odios ab-zurdos. Por Renzo García

El APRA como siempre salió a las Calles, pero antes de la protesta, la Izquierda “AB-ZURDA” e intolerante rechazaba a través de las redes sociales la participación del Partido del Pueblo en la Plaza San Martín, rechazaba nuestra participación legitima como ciudadanos peruanos en una protesta que encarnaba la indignación popular por el incremento de los sueldos a los Ministros.


La protesta no era de un partido, la protesta era del Perú. La protesta no era contra el APRA era contra “Palacio”.

Sin embargo, una vez más, los ODIOS y ENCONOS de los “AB-ZURDOS” desnaturalizaron la protesta, discriminando a un grupo de peruanos por pensar diferentes a ellos, en una actitud “AB-ZURDAMENTE” intolerante.

¿Por qué nos odian tanto, si el APRA no los odia? ¿Por qué siembran tanta intolerancia?

Mientras ellos, aquí en Perú, rechazaban la participación del APRA en una legitima protesta popular contra el partido que ellos mismos llevaron a palacio, en Venezuela el Gobierno de Maduro reprimía y asesinaba a estudiantes. ¿Dónde estuvo la izquierda Peruana? ¿Cuál ha sido su nota de protesta? ¿Dónde están los defensores de los Derechos Humanos?.

El APRA como siempre, estuvo en la embajada de Venezuela acompañado a nuestros hermanos venezolanos y no vimos a ningún militante de izquierda. Me vuelvo a preguntar ¿Por qué nos odian? 

Pero vamos…Los que estamos en política, sabemos bien de lo que se trata, sabemos en el fondo - aunque algunos no conozcan definiciones exactas- de qué se trata la política. Es una sensación extraordinaria. 

Y el que hace política desde un partido como el APRA, sabe que la historia del APRA no solo está en los libros de Haya, sabe que nuestra historia es una historia viva de 90 años ininterrumpidos de actividad política en el país (desde 1930) vivió y vive en la memoria colectiva de nuestros bisabuelos, abuelos, padres y ahora o después en nuestros hijos, en la memoria del peruano común de a pié, del peruano clasemediero, del peruano comerciante, del peruano minero o petrolero, del peruano pobre. El APRA se encuentra en la memoria histórica colectiva de todos y cada uno de los peruanos, porque el APRA jamás fue un partido de clases; fuimos, somos y seremos siempre un frente único, seremos siempre EL PARTIDO DEL PUEBLO, representando a todos los peruanos sin excepción y sin discriminación ideológica.

Y me vuelvo a preguntar ¿porque nos odian?

90 años de historia no pasan en vano. El APRA ha sembrado alegrías, prisiones, destierros, convicciones, luchas, muertes, vidas, gratitudes y pasiones. A cambio hemos cosechado simpatía y en otros ODIO. 

Gracias a Dios y a la historia, todo queda registrado en las páginas de la vida y memoria del Perú. 

El APRA gobierna desde la consciencia popular. En 1931, Haya de la Torre pronunció un discurso: 

(…) Quienes han creído que la única misión del aprismo era llegar a Palacio están equivocados. A Palacio llega cualquiera, porque el camino de Palacio se compra con oro o se conquista con fusiles. Pero la misión del aprismo era llegar a la conciencia del pueblo antes que llegar a Palacio. Y a la consciencia del pueblo no se llega ni con oro ni con fusiles. A la consciencia del pueblo se llega, como hemos llegado nosotros, con la luz de una doctrina, con el profundo amor a una causa de justicia, con el ejemplo glorioso del sacrificio... Solo cuando se llega al pueblo se gobierna: desde abajo o desde arriba! Y el aprismo ha arraigado en la consciencia del pueblo. Por eso, mientras los que conquistaron el mando con el oro o con el fusil, crean mandar desde Palacio, nosotros continuaremos gobernando desde el pueblo (…) 

Y me vuelvo a preguntar ¿porque nos ODIAN?